Desde el inicio de los tiempos los primeros conocimientos que se iban adquiriendo en diferentes culturas era a través de lo que era conocido como la tradición oral, la misma depende de la memoria.

De igual forma, es por eso que muchos de los oficios más antiguos del mundo como lo es el de los cerrajeros Sants, pasaban de una generación a otra, a través de la tradición oral y de la memoria ante ciertas situaciones.

La mayoría de estos procesos narrativos o de información de una generación a otra influyen con más fuerza si se hacía desde la música, es por ello que la mayoría de salmos e información que pasaba de una generación a otra era a través de la lírica y los versos. 

Luego de esto la música ocupó este espacio haciendo que grands historia se conviertan en canciones y lleve nuestra mente a lugares inimaginables, nos recuerden aromas, momentos, entre otros eventos que modifican de inmediato nuestras emociones y sensaciones. 

Por otra parte, la música es una de las pocas herramientas que utilizan los médicos para tratar enfermedades como el Alzheimer y las diferentes demencias que pueden acontecer en los adultos mayores. 

Pero muchos se preguntarán, ¿cómo la música logra este efecto? y es porque se ha comprado a través de múltiples estudios que la música y nuestras canciones favoritas son de las últimas cosas que olvidamos en la vida, porque tiene la capacidad de crear recuerdos y recuperarlos en cualquier instante. 

Música maternal 

Aunque existen muchas teorías, nadie sabe con certeza cuándo surgió la música, inicialmente muchos pensaron que se inició con el sonido que transmitían los animales, sin embargo, sin embargo, hay una muy llamativa y es la forma en que las madres calmaban a sus hijos al momento de hacer otras actividades. 

En el momento que las madres comienzan a hablar con sus hijos, ese tono automáticamente pasa a ser nuestros primeros canales o recuerdos en nuestra memoria, es allí cuando comienza un proceso de recuerdos importantes. 

Muchos estudios han establecido que el cerebro de los bebés tiene la capacidad para responder a los diferentes sonidos incluso mucho antes de la comunicación mediante las palabras.

Por consiguiente, la música para a ser de alguna manera aquello con los creamos nuestro primer vínculo con nuestro entorno social y claramente con la conexión que tendremos con la música. 

Las mejores canciones 

Las mejores canciones en nuestro cerebro no son aquellas que no solo nos transmiten placer sino también un cúmulo importante de emociones, incluso muchos estudios y entrevistas indican que las canciones que más recuerdan son de amor o de momentos importantes en su vida. 

Un ejemplo de ello es cuando las personas se enamoran, van a su primer viaje al exterior, la muerte de un ser querido, el nacimiento de un hijo, el matrimonio, etc, la mayoría de estas canciones están determinadas principalmente por momentos. 

Los sistemas de memoria se clasifican en semántica, temporal y episódica, en cada uno de estos tipos de memoria se almacenan las canciones, los momentos, la historia que nos producen esas melodías, las emociones, etc.